De la necesidad a la oportunidad, de COO a CEO. Fernando Tapia CEO de TAXSAT nos cuenta su historia como emprendedor.

Corría el mes de diciembre del 2018, me encontraba trabajando para la primera compañía de la que soy socio y fundador “Piensasoft SA de CV”, esto como director de operaciones, la compañía se enfocaba en el desarrollo de software y actualmente integra soluciones de ciberseguridad en el sector bancario, retail y telecom, un trabajo prometedor a mis 25 años en ese entonces, pero sabía que requería un nuevo reto.

La compañía que les comento con nombre comercial “PENSARE”, pertenece a un grupo corporativo de compañías llamado “Estrategas de México”, la cual se encuentra bajo la dirección del presidente del grupo Luis Miguel Niño de Rivera, un empresario con más de 40 años de trayectoria en negocios de tecnología, telecomunicaciones, recaudación de impuestos, industria inmobiliaria, sector salud y nuevos mercados como la cannabis, el grupo cuenta con más de 150 trabajadores entre ejecutivos, gerentes de plaza y gente de operaciones, aquí es donde surgió la magia, lo que después de casi un año y medio se convertiría en mi segunda compañía.

Regresaré un poco en el tiempo. 9 años para ser precisos y teniendo 18 en ese entonces, la familia de mi padre se dedicaba al negocio de autotransporte foráneo y carga de perecederos, con poca experiencia en el rubro de la tecnología y las nuevas disposiciones fiscales de la facturación digital por parte de los dueños, comienzo a tomar las riendas del negocio y me instruyo de forma empírica en temas de contaduría, finanzas y responsabilidades sociales, de allí aprendo conceptos básicos que cualquier ciudadano mexicano debiesen interesarle no por convicción, si no por necesidad, preguntas como; ¿qué es una factura? ¿cuándo debo o no facturar? ¿qué se puede o no facturar? ¿cuáles son mis responsabilidades fiscales? ¿cuáles son mis beneficios fiscales?

Regresando a la línea del tiempo en mi primera compañía, comienzo a realizar algo llamado Declaración Anual a Personas Físicas, un concepto poco conocido para el corporativo que anteriormente les comenté, obteniendo retornos de ingresos similares a 2/3 partes de una mensualidad en mi entonces sueldo, dado esto ayudo a mi equipo de trabajo a tener un beneficio que derivado de las buenas y correctas prácticas patronales se puede tener acceso, con ello comienzan preguntas, estas para conocer el por qué las personas no se accedían a beneficios que ayudarían a su bolsillo, una vez más el desconocimiento era mayor a la necesidad.

Derivado de un estudio de mercado local, logro entender que la sociedad se encamina en tener todo al alcance de un clic “millenials”, dejando la responsabilidad en manos de un tercero, es cierto que la calidad hoy en día no lo es todo, las personas buscan confianza a través de la ilusión, ese estudio arroja las siguientes posturas.

  1. No sé qué es una declaración anual
  2. Sé qué es una declaración anual pero no se como realizarla
  3. Sé que es una declaración anual, se como realizarla, pero aún así la autoridad la rechaza

Con ello doy por estipulado uno de mis más claros ejemplos en cualquier acción de negocio, después de vender ilusiones debes entregar valor y confianza, pero eso solo se logra con dos pilares; la especialidad y la ejecución, “si te duele la cabeza no puedes comprarte una aspirina, no sabes si estas ocultando algo más grave”, esto aplica para cualquier sector, a pesar de la autoridad en los últimos años ha impulsado sus medios de comunicación, redes sociales y tecnología para acercar los servicios al asalariado y los demás regímenes fiscales, esto no es suficiente ni el camino correcto.

En este punto entendí que el desconocimiento requería una solución, nos encontramos en enero del 2019 a pocos meses de la declaración anual 2018, un equipo de 4 personas generó un concepto y proceso inicial, el cual es ejecutado en abril del mismo año, obteniendo interacción con más de 1000 usuarios satisfechos, ese equipo el día de hoy se llama TAXSAT y pretende atender a más de 100,000 usuarios en este próximo abril 2020, esta conformado por más de 20 personas entre; tecnólogos, abogados fiscalistas, contadores, comunicólogos, administradores de empresas y más.

Hoy en día TAXSAT es una cadena de negocios, con soluciones sustentadas en tecnología para empresas y personas físicas, atendiendo sectores de asalariados, créditos fiscales, contabilidad a MIPyMES y factureras, todo siguiendo uno de nuestros más grandes lemas “TAXSAT se ocupa de tus impuestos, tu preocúpate por tu negocio, emprendimiento y familia.

Las oportunidades nacen del caos o la necesidad, es de pocos aprovecharla para crear soluciones que generen negocio y entreguen valor, actualmente soy socio fundador y CEO de esa segunda compañía nombrada socialmente como TAXSAT SA DE CV.

 

 

TAXSAT se ocupa de tus impuestos, tu #quedateencasa.

Comparte

Deja tu comentario: